Facturas impagadas y consecuencias en la empresa acreedora

Desde Recobro hemos hablado muchas veces de las consecuencias que tiene para la empresa deudora dejar tras de sí facturas impagadas, sin embargo, en el artículo de hoy vamos a explicaros las consecuencias para la empresa acreedora de tener facturas impagadas.

Porque consecuencias aquí también, hay, es cierto que nada tienen que ver con las aplicadas para la empresa deudora pero como veras pueden  ser incluso peor.

¿Facturas impagadas y los posibles efectos en el acreedor?

❶ Problemas de tesorería / Liquidez en la empresa: Uno de los problemas a corto plazo que suelen generar las facturas impagadas en el acreedor es precisamente este, problemas de liquidez en la empresa. Que por otro lado hay que decir que es algo lógico.

Cuando a una empresa no le pagan una factura, la empresa deja de percibir un dinero que tenía previsto recibir y mediante la cual financia sus costes en la empresa. Es evidente que la gravedad de la situación dependerá de muchos factores como el volumen de ventas de la empresa, de la cantidad de facturas impagadas que tenga, de su dependencia frente al deudor que le ha dejado el impago.

Por ejemplo:

Si tu como empresa mes a mes facturas el 80% de tu trabajo a una sola empresa y es ella la que al final no te paga, el riesgo para tu empresa es claro pues dependes en gran medida de ese cliente.

Hagamos números:

La empresa ABC SL factura el 80% de sus servicios a la empresa “DEUDOR SL” Cada mes suele facturar unos 10 000€ de los cuales 8000€ son de la empresa “DEUDOR SL”.

La empresa “ABC SL” tiene unos costes mensuales de 5000€ de ahí que de media obtenga unos 5000€ de beneficios. Sin embargo, cuando la empresa “DEUDOR SL” no le paga, la empresa acreedora tiene un problema ya que ese mes solo está cobrando 2000€ (de otras empresas) no llegando tan siquiera a cubrir los gastos de su empresa.

¿Es una situación grave esta? Si, ahora, todo depende de si el acreedor cuenta con recursos con los que poder mantenerse un tiempo, buscar otros clientes…

Porque lo normal es que una empresa pueda soportar durante un tiempo esta situación, otra cosa bien diferente es que no tenga fondos en la empresa como para prevenir estas situaciones.

Por desgracia es bastante habitual en las empresas de nuestro país.

❷Problemas en la obtención de financiación: Tener impagados es un problema. Lo es porque afecta al balance de nuestra empresa pues lo ideal es que en saldo de clientes haya cuanta menos cantidad mejor.

Hay que tener en cuenta que los bancos hacen estudios de la operación de financiación en base a las cuentas anuales de la empresa y la información facilitada a hacienda de ahí que datos como estos sean tenidos en cuenta en el estudio del crédito.

❸ Perdida de productividad en la empresa por el tiempo dedicado al cobro de impagados: A no ser que nos planteemos seriamente el delegar las gestiones de cobro en alguna empresa de recobro tenemos que dar por hecho que la productividad de nuestra empresa será menor. ¿Porque lo será? Pues por el tiempo que le dedicamos al cobro de esos impagos. Ese tiempo en lugar de dedicarlos a nuestra actividad productiva (que es nuestro negocio) lo tenemos que dedicar a cosas secundarias, y además con quizás no tan buen resultado como en un primer momento piensas (no es lo mismo que vaya a cobrar la deuda un acreedor que un gestor de cobros profesional)

Así pues como ves las facturas impagadas también pueden ocasionar problemas al acreedor que los sufre.

Cobro Morosos y Cobro Impagados

Deja un comentario