Localización del deudor en el recobro de deudas

En el recobro de deudas o cobro de impagados la localización del deudor juega un papel muy importante sino el que más si queremos cobrar la deuda.

 Es por esto que hoy desde Recobro nos gustaría precisamente hablar sobre esto, es decir, de como la localización o no del deudor influye en el cobro ya sea el recobro extrajudicial o el recobro judicial. Porque también has de saber que según si el cobro se realiza por una vía o por la otra el asunto tiene mayor o menor importancia.

Para explicar mejor esto vamos a explicar como influye la localización primero en el cobro extrajudicial y luego en la judicial.

Localización en el cobro extrajudicial: Es de vital importancia que si el cliente quiere contratar el cobro extrajudicial de la deuda el deudor este 100% localizado ya que si no de nada sirve contratar con la empresa de recobro ya que si no lo tenemos localizado no podrá reclamar la deuda.

Ahora bien, hay que recalcar el hecho de que la empresa de recobro suele tener medios para localizar a los deudores, ya que si no sería imposible que pudiera trabajar en un alto porcentaje de las ocasiones, es por esto que según la tarifa que contratemos la empresa de cobros nos aplicara unos costes u otros, según la localización.

Una vez localizado el deudor el cobro extrajudicial de la deuda se convierte en una tarifa eficaz ya que la presencia física del gestor suele provocar en los deudores que pueden pagar un efecto bastante interesante, haciendo que normalmente liquiden las deudas que pudieran tener.

Claro está que nosotros como empresa de recobro antes de mandar a ningún gestor de cobros (el cual por cierto puede hacer visitas simplemente para negociar la deuda, por gestor de cobros no tenemos que entender a un gestor uniformado en todos los casos) hacemos un análisis acerca de la solvencia del deudor así como de su forma de actuar partiendo siempre de las estadísticas.

Localización en el cobro judicial: A través de este cobro que el deudor este o no este localizado no es tan importante ya que el juzgado suele hacer averiguaciones para intentar localizar al mismo. En caso de que el juzgado no pudiera localizar al deudor la ventaja que tiene el recobro judicial es que a pesar de esto se puede iniciar el cobro de la deuda intentado embargar los bienes del mismo (cuentas corrientes, propiedades inmobiliarias, vehículos que pudiera tener, participaciones en empresas…)

Si el juzgado tuviera que esperarse siempre a localizar al deudor nosotros seriamos los primeros que nunca recomendaríamos esta opción en el cobro de la deuda pues en la práctica muchos deudores se esconden de las notificaciones precisamente porque piensan que el juzgado no puede iniciar el procedimiento de cobros, cuando lo que se hace por parte del juzgado es publicar en el boe en donde considera notificado al deudor y se continuara con el procedimiento.

Dicho esto, la localización del deudor es importante pero en caso de que el deudor este ilocalizado siempre hay solución ya sea por la vía judicial o por la extrajudicial.

Cobro Morosos y Cobro Impagados

Deja un comentario