Tipos de deudas en la hostelería

Si hay un sector empresarial que se puede decir sin ningún temor a equivocarse que tiene un volumen de morosos elevado es el de la hostelería.

Esto es debido a muchas razones pero la principal es el hecho de que en este sector se puede meter cualquiera al requerir de poca inversión y porque por otro lado las deudas que se suelen dejar son relativamente pequeñas.

Esa es la única parte positiva para los acreedores que sufren los impagos, el hecho de que los deudores no suelen generar un volumen importante de deudas.

Dicho de otra manera, aunque hay un porcentaje de morosos en el sector de la hostelería bastante grande, los importes generados no suelen ser elevados.

Porque claro, la mayoría de deudores en el sector de la hostelería son personas que generalmente llevan poco tiempo en el negocio.

Como hemos dicho cualquiera en España monta un bar a pesar incluso de no disponer de ingresos con lo cual es frecuente acabar con impagos.

¿Cuál es el importe de deudas habitual?

Lo normal es que dichas deudas no sean superiores a 2000€ con lo que estaríamos hablando siempre de deudas de pequeño importe.

Solo los negocios de la hostelería ya consolidados y con cierta imagen pueden llegar a realizar compras más o menos grandes financiando gran parte de la compra.

Los pequeños negocios hosteleros y los que llevan poco tiempo no podrán conseguir dicha financiación tan fácilmente.

Por suerte para las empresas que sirven estos productos hosteleros existen empresas de recobro como la nuestra encargadas de cobrar los impagados en el sector de la hostelería.

Y es un sector que además nos gusta para cobrar deudas pues es bastante sencillo.

Aquí el deudor muchas veces se cree que por ser insolvente puede hacer cualquier cosa y claro, luego cuando ve a nuestros gestores de cobro dirigirse a su local comercial o incluso a su domicilio la cosa cambia.

Además, como sabemos el funcionamiento del sector sabemos que la mayor parte de los deudores en la hostelería son morosos profesionales con los que no tenemos que andar negociando con ellos el pago de la deuda y ofreciendo quitas.

En ese sentido y sobre todo cuando el negocio todavía sigue abierto empleamos otra fórmula, la del recobro de deudas con coche rotulado y gestores de cobro.

Si hay un tipo de empresa que precisamente se puede ver perjudicada por la presencia de gestores de cobro reclamando deudas es el negocio de la hosteleria al ser un negocio cara al público.

Ahora bien, si por lo que sea tuviéramos que cobrar la deuda una vez el deudor ha cerrado el negocio también podríamos llevar el cobro acudiendo a otros lugares para llevar a cabo el cobro.

Por último añadir que todo depende del tipo de cobro que hayas contratado con nosotros, pues dentro del recobro extrajudicial hay varias tarifas diferentes.

Por ejemplo, hay tarifas de recobro extrajudicial en donde no se hacen visitas presenciales y hay otras tarifas donde por el contrario si se lleva a cabo esta práctica, también dependemos de la localización del deudor, antigüedad de la deuda…

Cobro deudas y Cobro Impagados

Deja un comentario